La voz del experimentado Roberto Cereceda

“Es una final para nosotros, tenemos que ganar como sea”

El lateral volante de O’Higgins sostuvo que para llegar a la victoria no tienen que dejar de creer en la idea que plantea Gabriel Milito. Es más, dijo que esa forma de jugar no se tranza.

La obligación que tiene O’Higgins el domingo al mediodía frente a Curicó Unido es solo una: ganar. Los celestes, que llegarán a este partido con dos derrotas a cuestas, necesariamente deben sumar los tres puntos para no alejarse aún más de los puestos de avanzada, y para también mirar desde más lejos a los equipos que le anteceden en la clasificación.

Para poder alcanzar la victoria, comentó Roberto Cereceda, deben seguir por el camino que llevan, exponiendo el fútbol que el DT Gabriel Milito propone, en el cual, dijo, creen a pie firme. “El error que podemos cometer es empezar a dudar y a dejar de creer en esta idea. Esta siempre tiene que ser la misma, reforzarla”, sostuvo, puntualizando que, en ese sentido, “la idea no se tranza”.

Es más, señaló que “creemos en el técnico que tenemos y en lo que nos dice semana a semana”, pero que, como en todo, “los resultados son los que marcan y el lugar en la tabla dice que lo estás haciendo bien. En estos momentos no estamos en la posición que queremos, pero sí me deja tranquilo que estamos con una idea de juego que, al final del torneo, nos va a dar más resultados que cosas negativas”.

Ahora bien, respecto a los errores que han cometido, especialmente en los dos últimos lances, dijo que “como equipo hemos fallado en estos dos partidos y tenemos que mejorar. Ahora tenemos que definir mejor las jugadas y volver a anotar”.

Y, pese a que algunos ven un panorama oscuro, Cereceda manifestó que “obviamente que un resultado positivo cambia nuevamente el panorama. A pesar que perdimos dos partidos, estamos todos cerca, y si ganamos nos metemos otra vez en los puestos de avanzada. Es una final para nosotros, tenemos que ganar como sea”.

Esta última frase, que podría significar dejar de lado el esquema ya conocido para hacer cuanto requieran y llevarse la victoria, expuso que implica solamente seguir mostrando el fútbol que los ha caracterizado. “El ganar como sea es una forma de decir. Nosotros tenemos una idea de trabajo, de cómo jugar, y tenemos que ganar apostando a lo nuestro y a lo que sabemos hacer”, agregó.

Curicó Unido

Sobre el rival del fin de semana, el ex seleccionado nacional aseguró que “Curicó juega muy bien desde el torneo pasado. Ellos son un rival que no solo se repliega, ataca muy bien por el centro y por las puntas. Para mí atacan mucho más que Católica”.

Es decir, hay que tener cuidado en lo que pueda mostrar el equipo de Luis Marcoleta, pese a que llegará a Rancagua con dos bajas por suspensión: Sebastián Zúñiga y Diego Díaz.

Además, para los celestes, se espera el retorno al once estelar de Matías Vera, el volante que, recordemos, no estuvo en la caída frente a la UC por estar suspendido.

Con ello, solo habría, de momento, una sola variante al once que ha venido actuando en las últimas semanas, pero, sigue en duda Nicolás Oroz. El volante de creación, que no ha entrenado de manera normal junto a sus compañeros, seguirá entre algodones para ver si estará o no a disposición del próximo domingo al mediodía.

Fuente: https://www.elrancaguino.cl/category/deportes/